Semana Santa no es Carnaval y los críos son críos.

 

En vísperas de Semana Santa, colegios y guarderías disfrazan a las criaturas. A los críos, de monaguillo o de costalero, incluso a alguno, de nazareno; y a las crías, de mantilla. Y así vestidos se los llevan a la iglesia o a la parroquia donde está ya montado algún paso y donde les espera el cura.

Vayamos por partes:

1. Semana Santa no es carnaval.
Una y otra tienen un señorío distinto y un kitsch diferente.

2. Los menores no deben usarse como proyección de los mayores.
Si de algo los disfrazamos, que sea un disfraz ajustado a su edad.

3. La mantilla está llena de malicia.
Por eso algún reverendo quiere poner límites a escotes y canales de picardía.

4. El costal en la cabeza está llamado al secreto bajo los pasos.

Que el orgullo costalero exhiba el costal, no borra que no es prenda de lucimiento sino de esfuerzo callado.

5. El único disfraz sería vestir a niños y niñas de monaguillo.

El resto es pederastia.

Eche un vistazo a reportajes fotográficos.

Daniel Lebrato.

Un comentario en “Semana Santa no es Carnaval y los críos son críos.

  1. Se ha reeditado por que han cambiado la fotografia de los niños.
    No vuelva a poner mas fotos de niños menores sin el consentimiento de sus padres.
    Esta penado.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s