ventajas de escribir poesía.

Al desplumar yo ayer (en Poesía y poetas) el pájaro de la poesía, no he querido desalentar a jóvenes que hoy aspiren a escribir, sino al revés: animar a que acierten. En la mesa redonda Cosas de poetas, donde tuve el honor de participar, hubo cierto revuelo cuando a la pregunta del moderador de por qué y para qué habíamos empezado a escribir poesía, yo dije dos razones, por lo visto, nada poéticas. Una razón, pedante y de altanería, fue que yo quería escribir “lo que nadie había escrito” (eso, suponiendo que mi conocimiento de la poesía universal me hubiera sido suficiente). La otra razón, práctica y de caza menor, fue mi ánimo o “afán de lucro”, donde lucro significa ganar un premio literario y su recompensa en dinero, una ceremonia de entrega con su viaje y estancia para dos personas a gastos pagados, salir en prensa y verme después en escaparates de librerías, vanidades así. ¿No es eso lucro? Gracias, Carmen Calderón y Juan Andivia.


 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s