Etiqueta: Grecia

Odas de Andreas Kalvos, por José Antonio Moreno Jurado.

akalvosodas

ODAS, de Andreas Kalvos (edición digital), edición, prólogo y notas de José Antonio Moreno Jurado para Centro de Estudios Bizantinos, Neogriegos y Chipriotas.

–enlace a TRANS Revista de traductología

–ODAS, de Andreas Kalvos

–en TRANS Revista de traductología

–Andreas Kalvos (1792‑1869), en El jardín de psique.

–Andreas Kalvos, en Wikipedia inglesa.

*


Anuncios

referéndums

sevilla-referendo

REFERÉNDUMS

El Ayuntamiento de Sevilla (Psoe) está en proceso de participación para decidir las fechas de la Feria de Abril (Decide Sevilla). Afín al PP, el diario ABC ha dado, cancha, entre otros a Alberto García Reyes, quien sostiene que ‑antes que por la Feria‑ habría que preguntar (1º) por completar el metro; (2º) por el monopolio de taxistas y navajeros[1] en el aeropuerto (?); (3º) por el uso de las antiguas fábricas de Tabacos, de Artillería y Atarazanas o (4º) por las obras de la Se-40, porque Sevilla está cansada del sambenito de la ociosidad cuando trabajamos como animales y tenemos a algunos de los mejores del arte, del emprendimiento, de la ciencia o del deporte, que demuestran la fortaleza histórica de nuestra economía y una gran masa crítica que, a pesar de la indolencia intrínseca de la ciudad, se deja el alma por una Sevilla moderna.

Leído lo cual, presumir de lo que trabaja uno es propio de pringaos, pelotas del jefe o escaqueados de los de dime de qué presumes etcétera. El primer regalo que se da a sí mismo quien puede dárselo es no trabajar y por eso preferimos los viernes al lunes, los puentes a los fines de semana, las vacaciones a las fiestas, y prejubilarnos antes que jubilarnos, nos ha jodido.

En cuanto a referendos, vamos a las recientes consultas en Grecia o en Reino Unido; uno, que preguntó lo que no se pregunta (¿quiere usted ajustes y recortes?) y, otro, un brexit que escondía mucho de brentry, según arrepentidos al día siguiente. Inglaterra y Grecia han jugando con la regla de oro del refrendo[2]: que se convoca para ganarlo o, si se pierde, que no haga caer del poder a quien lo convoca. De este género es el refrendo que dará paz a Colombia, refrendo del que ya podría aprender la mentalidad de la política española siempre lamiéndole las heridas a Víctimas. ¿Tendrán muertes detrás las FARC[3]? Otros son los refrendos convocados por voluntad popular. El refrendo en Cataluña sería de ese tipo, no porque Artur Mas, Carles Puigdemont o la Generalitat no sean poder, sino por estar por debajo del poder central del Estado español. Como es iniciativa popular el refrendo revocatorio con que la derecha en Venezuela quiere echar al presidente Maduro[4]. Quienes desde la democrática España critican la dictadura venezolana, ya quisieran que la Constitución Española contemplara el revocatorio. Al principio de la crisis (2007) un revocatorio hubiera echado al presidente Zapatero y no hubiera habido recortes. Por no hablar de Rajoy. Ninguno de los dos sacó nunca el 50 por ciento de votos. Un refrendo a cara o cruz lo hubieran perdido como perdió en Grecia el plan de ajustes[5].

El refrendo de Sevilla es amable, no va contra nada (no va a dividir a la población), y es creíble: lo que salga se podrá cumplir. En una España que ha decidido vivir del turismo y de las fiestas es tontería mezclar si somos más cigarras que hormigas. Quien tiene una fiesta tiene un tesoro, y ahí están las chorradas que se inventan pueblos y ciudades por marcar fiestas de tradición patrimonio inmaterial y de interés turístico nacional e internacional. Críticas, la Feria de Sevilla tiene muchas[6]. Pero esta vez, PP y ABC, ¿a ustedes, qué más les da? Quien algo se juega entre lunes o sábado de pescaíto es quien depende de un calendario laboral, quienes vienen de fuera y quienes hacen la Feria trabajando como animales: obras y servicios que generan más del 3% del Pib de Sevilla capital. ¿Qué pecho saca Sevilla esta vez, señor Alberto G.R.? ¿Sacamos la fortaleza histórica de nuestra economía o nuestra indolencia intrínseca? Pregúnteles a señoritos y altos casetatenientes, que esos sí que se pasan todos los días del año tocándose el pib y tocándonos las pivotas.

[1] Las cursivas son de eLTeNDeDeRo.

[2] Entre referéndum y referendos o referenda, preferible referendo, referendos o, mejor aún, refrendo y refrendos.

[3] 5,7 millones de víctimas de desplazamiento forzado, 220 mil muertos, más de 25 mil desaparecidos y casi 30 mil secuestros. Al lado de esas cifras, las de ETA son pudorosas; también comparadas con el IRA en Irlanda. No se trata de ver quién mató más. Se trata de mirar. Colombia palante, España patrás.

[4] El revocatorio prospera si: un 20% de electores lo solicita (mediante recogida de firmas) y más del 25 participa; que el Sí gane al No y alcance en total un número de votos superior al obtenido en su día por el cargo elegido y sometido a revocatorio.

[5] Que la Troika dejara sin efecto el refrendo en Grecia no modifica lo que Grecia votó el 5 de julio de 2015.

[6] La fiesta según Sevilla.


LA POLÍTICA

 


LA POLÍTICA

La política tiene dos caras opuestas entre sí. La política concreta, práctica o pragmática o del voto útil, también llamada constitucional, democrática o de gobierno: de nombres propios y militancia en partidos políticos reconocibles. Y la política abstracta, teórica, de las ideas y de la utopía: que elucubra o imagina cómo debía ser la cosa pública.

Aunque a las dos políticas se impone el poder del sistema económico, la política abstracta contempla, al menos, su superación. La política concreta, contenta con formar parte del llamado arco parlamentario, ni se lo plantea. Por eso, apela al bienestar y al Estado del Bienestar como ser supremo donde antes se reclamó el socialismo como modo de producción.

Hoy en España, y tal y como se juega el siglo 21, el capital se debe frotar las manos: la incapacidad de la Generación Podemos para articularse como alternativa de poder y sus tardíos coqueteos con la exhausta Izquierda Unida es, de momento, una victoria.

Aunque Podemos Izquierda Unida logre en la próxima unos resultados espectaculares, Pablo Iglesias no irá más allá de la Grecia de Alexis Tsipras y Alberto Garzón se quedará en pintoresco Varoufakis. Lástima grande que no fuera verdad tanta promesa o tanta izquierdeza (subraye usted lo que le parezca).


Artículos: Tres generaciones (1975‑2016) y Ser de izquierdas


LOS GRIEGOS


LOS GRIEGOS

No los veo en el colegio, pero salen en el libro de texto. Su sabanita al hombro, entre el ágora y el Partenón, las mejores personas en el mejor de los mundos. Luego, en el instituto, a los dibujos les pusieron voz en horas de clase y un alfabeto propio. Sorpresa y admiración. Aquellas alfas, betas y gammas silabeaban la palabra filosofía y la palabra democracia, únicas formas de pensar y de pensar la polis, la política. Entonces en España no había democracia y Esperanza Albarrán personificaba ese tipo de profesores por encima del resto y alimentaba en nosotros, preuniversitarios, la seducción por lo clásico más que el profesor de latín, que olía a sotana. Cuando, terminada la carrera, regresé al instituto, como profesor de lengua española, seguí pendiente de mis colegas de griego, seminario el más minoritario y exquisito. Me fue preciso destejer el antifaz que, como a un reo, nos tapa los ojos, para objetivar la cultura clásica como el gran collar de Occidente, incluidas las dos perlas más repetidas por la oposición laica: la libertad, asociada a la democracia, y, su falta, atribuida a la Iglesia. El tándem capitalismo religión es tan brutal, que necesita del humanismo ateo como el policía malo y torturador de los interrogatorios necesita del policía bueno. Un cigarrito entre dos palizas.

Todo esto me viene a la cabeza mirando la Punta del Malandar desde Sanlúcar. Desde aquí leo a José Antonio Moreno Jurado; sus Cuadernos de Mazagón me tienen francamente entretenido. Dado el aparato crítico y erudito que invade su libro como la pleamar, bien parece que la salvación del mundo con el que Moreno Jurado se muestra tan crítico pasa por la lectura o la relectura de los clásicos. Y me digo: Occidente (el Occidente último modelo, siglo 21, y el prototipo de Occidente, siglo quinto griego) tiene que ser destruido y José Antonio y yo, que se lo hemos transmitido a la juventud, para que alumbre un mundo bueno y sin dibujitos. No es la pérdida o la degradación de la democracia lo que nos amarga la vida: es la insistencia en la democracia de electores y elegidos y de explotación del hombre por el hombre lo que nos tiene jodidos. Como divertimento o curiosidad, Grecia y sus productos, la filosofía, el humanismo, el ateísmo, están bastante bien. Como receta o fórmula magistral, la materia griega no deja de ser un placebo para dilatar el juicio de quienes jamás se han arremangado ni se arremangarán el día que la Historia pase por su puerta.

_________________________________

eLTeNDeDeRo recomienda la lectura de Cuadernos de un poeta en Mazagón,
de José Antonio Moreno Jurado, Baile del Sol, 2016.


JAMJ (3) ojos

CRÍTICA DEL PODER

El Poder según laguillotina.cl

CRÍTICA DEL PODER

Ayer fue noticia Felipe González, hoy es Lula da Silva. Otros líderes de izquierda o sindicales que ganaron las elecciones con programa de cambio y con el voto de clases populares sucumbieron al ventajismo y a la corrupción. Tome nota la gente. No para frases del tipo: es que son todos iguales, es que la política es así o es que, a pesar de todo, la democracia es lo menos malo. La verdad es que el poder corrompe y que un dirigente o un partido que no cuestione el poder antes de llegar a él tampoco será capaz de cuestionarse a sí mismo cuando ocupe un despacho y ejerza el mando. Decía Juan de Mairena, Antonio Machado, a sus alumnos: De mí solo aprenderéis a desconfiar de vosotros mismos. Pues eso, a desconfiar de quienes nos vienen con el elixir de sus soluciones si ellos se postulan y se incluyen en el paquete de la solución. Es el mesianismo o culto a la personalidad que en España ha echado a perder a Podemos: del Podemos‑movimiento al Podemos‑partido, lo que va. Y lo que irá en cuanto Podemos esté en el Gobierno si Podemos no cuestiona el capitalismo, las clases sociales y el bloque USA al que España pertenece. Ya lo vimos en Grecia de Alexis Tsipras. Todo quedará en más de lo mismo. Más sí, bowana, y más decepción.


democracia

Democracia

Cuando por ajustes entre las clases hubo que decapitar a un rey, apareció la política. Separación de poderes, parlamento, partidos. El Nuevo Régimen. Como en el fondo el nuevo admiraba al viejo, y el burgués los collares de la marquesona, se les guardó un hueco y siguieron monarquía y aristocracia. A los súbditos se nos llamó ciudadanos y se fue hasta Grecia y a su célebre siglo quinto. Pónganse la sabanita y hagan como que son ustedes mismos o que solo saben que no saben nada. Con ustedes, la democracia.

TRES LECCIONES DE GRECIA (Viaje Atenas Barcelona)

Bandera de GreciaCAT-INDEPENDENT

TRES LECCIONES DE GRECIA
Viaje Atenas Barcelona

35,47. Anoten esa cifra y reténganla de aquí al domingo o si juegan al gordo de la Lotería. 3, 5, 4, 7. Sobre esos números, el diario El País levanta el siguiente titular: “Syriza vuelve a ganar con amplia ventaja. El partido izquierdista logra el 35,47 de los votos”. Ese 35,47 más el 3,69 del partido Griegos Independientes suma 39,16, lo que, para empezar, significa que seis de cada diez electores (el 60,84) no han votado, no simpatizan o incluso pueden odiar a un Parlamento y a un Gobierno que saldrán presumiendo de haber obtenido la mayoría absoluta: 155 escaños de 300 (a escaño por guerrero en las Termópilas: 250 elegidos en votación y 50 no elegidos que designa el partido más votado). Esto sí que es magia potagia. Un 39,16 de voto en las urnas se convierte en un 51,66 en las instituciones: un 12,50 por ciento (equivalente al secuestro del voto de 1.227.164 personas) que Alexis Tsipras y su extraña pareja se llevan por la cara democrática. Así, cualquiera, como El País: El partido izquierdista vuelve a ganar con amplia ventaja. Lo de amplia vamos a dejarlo y lo de izquierdista, también. Porque entre el primer Tsipras, de enero a agosto de este año, el que se presentó a examen en julio, y este Tsipras que se ha presentado en septiembre hay el mismo parecido que entre el doctor Jekyll y míster Hyde. El primer Tsipras hizo el ridículo ante la Historia convocando y ganando el referéndum de 5 de julio, para diez días después aceptar las condiciones de la UE, justo lo contrario de lo aprobado en referéndum. Lecciones, eLTeNDeDeRo saca por lo menos tres. 1º) No es libertad, voluntad y representación todo lo que reluce en democracia, y la cuna de la democracia puede ser también su tumba o su parodia, su esperpento. 2º) No tiene independencia un Estado mientras dependa de una única línea de financiación. Como la autarquía es imposible, preferible unas relaciones exteriores neutrales para una economía diversificada, y donde pone Grecia pongan España: Grecia UE, Grecia Rusia, Grecia China, Grecia Japón, Grecia Arabia Saudí, Grecia fondos de inversión. Es lo que le ha fallado a Grecia, que no ha encontrado avalista. Si estoy en deuda con alguien, voy de cráneo si no tengo más que a ese alguien a quien pedir más préstamo y, encima, con amenazas de que no le pienso pagar. Poco pronto que me ponen en mi sitio: ‑Chaval, o esto o la bancarrota. Es el cuento que se aplica Pablo Iglesias: cuando las barbas de Syriza veas cortar, pon Podemos a remojar. 3º) Este domingo, elecciones en Cataluña, ya verán cómo la prensa y los partidos del nacionalismo español no ven “amplia ventaja” por mucho que gane el nacionalismo catalán. Lo cual que, como diría Umbral. Léanlo en El País.

Ni tontos ni marxistas, 22 del 9 de 2015